Una modelo falleció tras una cirugía estética con silicona industrial

Luego de operarse los glúteos, Lygia Fazio habría sufrido un derrame cerebral atribuido a la utilización de una sustancia llamada 'polimetacrilato de metilo'. Tenía 40 años.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin

Lygia Fazio, la modelo y periodista brasileña nacida en 1982, perdió la vida luego de someterse a una cirugía estética. La mujer había manifestado en varias entrevistas su fantasía de lucir “glúteos más grandes”, lo que la terminó motivando a realizarse una serie de retoques que desencadenaron un desenlace fatal e inesperado. Tras su última operación, la modelo comenzó a manifestar síntomas de malestar que se fueron acentuando durante las últimas tres semanas, hasta ocasionarle un derrame cerebral.

La intervención más reciente consistía en rellenar los glúteos con silicona industrial y una sustancia llamada ‘polimetacrilato de metilo’ (PMMA). Los expertos concuerdan en que dicho compuesto debe ser cuidadosamente administrado: la sustancia suele emplearse en proporciones mínimas para rellenos en el rostro del paciente.

La aplicación de PMMA en glúteos puede ser mortal ya que produce una gama de efectos secundarios que abarcan desde la mera incomodidad, hasta cálculos renales, embolias e incluso derrame cerebral, lo que efectivamente terminó ocurriendo en el caso de la modelo brasileña.

La información preliminar indica que Lygia habría concurrido a una clínica ‘clandestina’ para concretar su fantasía estética. Desde el día en que se operó, comenzó a experimentar malestares, que se agravaron con la introducción de la silicona en su organismo.

El año pasado Lygia Fazio había permanecido hospitalizada durante meses para que le retiren “los rellenos” de distintas zonas de su cuerpo.

Si bien en redes había compartido reflexiones acerca de la importancia del “autocuidado”, continuó con los retoques estéticos, aparentemente impulsada por su novio, quien la convenció de colocarse un relleno más prominente en los glúteos.

“El autocuidado es importante para todos, independientemente del sexo, la edad o la posición social. Las personas que mantienen la práctica del autocuidado tienden a ser más productivas, eficientes y a tener pensamientos positivos. Todo porque cultivan una relación consigo mismas”, había posteado Lygia Fazio el año pasado.

En redes sociales se multiplicaron los mensajes de pesar y condolencias para la familia de la modelo y periodista fallecida.

Fuente: Perfil.com