Último partido en el país para Juan Martín Del Potro: “Me hicieron muy feliz”

El tandilense este martes jugó su primer y último partido en el ATP de Buenos Aires. Un partido cargado de emoción: volvió a jugar profesionalmente luego de las molestias en su rodilla de 2019 y por el anuncio de su retiro del tenis.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin

El tandilense este martes jugó su primer y último partido en el ATP de Buenos Aires. Un partido cargado de emoción: volvió a jugar profesionalmente luego de las molestias en su rodilla de 2019 y previamente anunció su retiro del tenis.

Durante la tarde de hoy el tenista utilizó Twitter para mostrar agradecimiento luego del cariño que recibió en el estadio principal del Lawn Tennis. El público se convocó y acompañó a uno de los tenistas locales más importantes de la historia.

El tandilense volvió al circuito luego de 965 días en la primera ronda del Argentina Open, aunque no pudo conseguir un triunfo y cayó ante Federico Delbonis por 6-1 y 6-3.

Se acercaron a verlo desde Gabriela Sabatini hasta otros destacados del deporte como Sergio “Oveja” Hernández, el ex DT del seleccionado de básquetbol, con su pareja la ex Leona, Noel Barrionuevo informa Télam. Desde el fútbol estuvieron Enzo Pérez y Hernán Crespo. La presencia “Xeneize” para un fanático de Boca como “Delpo” no faltó en el estadio porteño, con Sebastián Battaglia, a la cabeza junto a su ayudante de campo, Juan Kuproviesa. Tampoco faltó Rolando Schiavi, amigo personal del tandilense.

La razón de la espera y expectativa por su regreso es el problema de Juan Martín Del Potro en su rodilla derecha. Comenzó en julio de 2019, cuando sufrió un golpe al correr un drop shot en el partido de primera ronda de Queenïs en el que venció a Denis Shapovalov. Aquella caída provocó una fractura en la rótula de su rodilla derecha.

El tandilense fue campeón del US Open 2009, doble medallista olímpico y ganador de la Copa Davis 2016, y sufrió varias lesiones graves que lo hicieron pasar más tiempo alejado de las canchas que dentro de ellas.

Al terminar el partido, Del Potro colgó su vincha sobre la red, en lo que será una imagen que quedará dentro de las más icónicas en la historia del tenis y al respecto, dijo: “Me salió naturalmente y quise dejar mi huella adentro de la cancha de tenis como quería hacer por última vez”.
Por último, destacó el hecho de poder despedirse adentro de la cancha: “No me iba a permitir no jugar nunca más un partido oficial y tener que retirarme dando una conferencia de prensa. No lo iba a permitir”.