Gonzalo Montiel fue imputado por abuso sexual

El futbolista declaró en la UFI 3 de La Matanza este jueves y la Justicia le notificó posteriormente la imputación. Está previsto que la víctima vuelva a declarar el próximo 22 de junio.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin

Gonzalo Montiel, el defensor del seleccionado nacional de fútbol, se presentó ante el fiscal de La Matanza a cargo de la investigación que se abrió tras la denuncia de una joven que dijo haber sido abusada sexualmente por el futbolista y negó las acusaciones en su contra.

Así lo informaron a LA NACION fuentes judiciales. “Montiel negó el hecho que le imputa la denunciante y aportó una serie de detalles en su declaración que serán motivo de investigación por parte de la fiscalía”, explicaron los voceros consultados.

Montiel, de 26 años, declaró ayer ante el fiscal Luis Brogna, funcionario a cargo de la Fiscalía Especializada en Conflictos Familiares y de Género y Delitos contra la Integridad Sexual N° 3 La Matanza, donde se tramita la causa.

“Se recibió declaración informativa, toda vez que al momento no existen elementos suficientes o indicios vehementes de la comisión de un delito. Queremos remarcar que se han dispuesto otras medidas de prueba que se realizarán en lo sucesivo”, explicaron fuentes de la Fiscalía General de La Matanza.

Según la denuncia, el ataque sexual del que fue víctima ocurrió el 1° enero de 2019 en La Matanza, en la casa del por entonces defensor de River Plate y que en la actualidad milita en Sevilla de España.

Ese día, Montiel festejaba su cumpleaños. La denunciante afirmó que el futbolista y otras dos personas abusaron sexualmente de ella. Sostuvo que durante los festejos, después de tomar una bebida, perdió el conocimiento y fue violada.

Durante la audiencia, a Montiel le leyeron el artículo 60 del Código Procesal Penal bonaerense, donde le notifican los derechos que tiene como imputado.

Si bien las fuentes judiciales consultadas explicaron que “no existen elementos suficientes o indicios vehementes de la comisión de un delito”, Montiel está imputado de “abuso sexual con acceso carnal agravado por la participación de dos o más personas”.

“El hecho de habérsele recibido declaración en esos términos no implica una modificación de la situación procesal que venía manteniendo, sin perjuicio de que esta puede modificarse con el resultado de las pruebas que puedan incorporarse. Solo se le recibió declaración informativa, no indagatoria. Tenemos que seguir investigando y recolectando prueba”, agregaron desde la Fiscalía General de La Matanza.

Por su parte, la víctima, representada por la abogada Raquel Hermida Leyenda, ratificó la denuncia por el abuso sexual el pasado 31 de marzo.

De acuerdo con su testimonio, la joven había sido invitada por Montiel, a quien había visto en dos oportunidades, a un festejo por el Año Nuevo del 2019 en la casa familiar del jugador en Virrey del Pino. Después de un rato, la denunciante comenzó a sentirse mal, luego se desmayó y posteriormente se despertó en la puerta de entrada a la propiedad, con la ropa mojada y desacomodada.

Tras perder nuevamente el conocimiento, se despertó en un Uber que la trasladó a su vivienda y después de entrar a su casa constató que tenía hematomas en la entrepierna y raspones en la rodilla y en el antebrazo.

Posteriormente, según la denuncia, recibió un mensaje por WhatsApp de una mujer que dijo ser la madre de Montiel y que le dijo que la habían violado.

En las últimas semanas otros reconocidos futbolistas quedaron involucrados en casos de abuso sexual o violencia de género.

Esta semana fue denunciado por agresiones Lautaro Acosta, delantero de Lanús. Su pareja, Ludmila Isabella, afirmó que el futbolista la amenazó de muerte. “Si hacés la denuncia te voy a matar”, le habría dicho Acosta, según la denuncia.

Tras la presentación judicial de la víctima tomó intervención la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) N°17 de Lomas de Zamora y no solo se abrió una causa, sino que también se tomaron medidas de prevención: Acosta fue excluido del hogar. En la noche del miércoles pasado, la policía escoltó al futbolista para que retirase sus pertenencias de la vivienda que compartía con la denunciante en Temperley. El club Lanús, por su parte, dio licencia al delantero hasta que se resuelva su situación judicial.

A comienzos de este mes, en tanto, el futbolista Sebastián Villa fue condenado a dos años de prisión en suspenso por violencia de género. El delantero fue excluido de Boca y enfrenta otra denuncia por abuso sexual.

(Fuente: La Nación)