Desaparición de Cecilia Strzyzowski: El conflicto familiar el eje de la investigación

El “Clan Sena”, como son conocidos en Chaco, se oponía a la relación entre la víctima y uno de sus miembros, César Sena.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin

La búsqueda de Cecilia Strzyzowski y la investigación de una causa que ya se califica como femicidio siguen revelando datos estremecedores. La principal hipótesis que se maneja en la Justicia es la existencia de un conflicto familiar.

De acuerdo con la información recabada por el periodista Rolando Barbanoel “Clan Sena” -como es conocida la familia de la pareja de la víctima en Chaco- se oponía al casamiento de César Sena y Strzyzowski. Esta fue una relación que comenzó por Tinder en 2021 y se casaron al mes. Él tenía 18 años y ella, 28, pero él mintió sobre su edad al principio, publica TN. 

La familia Sena no asistió al casamiento, no estaban de acuerdo con la relación. La razón que supone la familia de Cecilia es que la joven tenía una personalidad muy maternal y que adoptó ese rol con César Sena. Lo impulsó a estudiar Medicina y empezó a modificar la rutina de vida que lo alejaba del clan, pero la familia quería que el joven continuara con el legado dentro de la militancia.

Cecilia Marlen Strzyzowski de 28 años está desaparecida desde el pasado jueves 1 de junio, después de planear un viaje a Ushuaia con su pareja César Sena. (Foto: Instagram)

Según los detalles que obtuvo el periodista sobre la investigación, César Sena estaba convencido de que iba a mudarse con su pareja a Ushuaia y ella también se sentía aliviada por poder mantener distancia con la familia de su esposo. Strzyzowski pensaba que, a través de contactos políticos, el joven había conseguido un empleo y que iban a viajar. Él fue a buscarla e, incluso, dejó un perrito suyo en casa de la familia de la víctima. Todo aparentaba ser un viaje, pero algo pasó dentro de la casa de la conocida familia chaqueña cuando la pareja llegó allí. Nunca hubo pasajes para ir a Ushuaia.

Los celulares de César Sena y de Cecilia Strzyzowski siempre estuvieron juntos y los Sena cambiaron de teléfonos el 2 de junio, el día en que desapareció la víctima. Los últimos dos lugares donde el aparato de la mujer emitió señal son en la casa de sus suegros y en el campo donde se encuentra una chanchería, el mismo sitio en el que se encontraron restos calcinados de ropa, papeles y restos óseos.

Resta determinar si los huesos pertenecen a una persona. Sin embargo, el fiscal del caso no descarta que hayan descuartizado a Cecilia en ese terreno. Ahora, desde el entorno político, la estrategia es desvincular a los padres de Cécar Sena del presunto femicidio.