A quiénes les corresponde el nuevo bono de $26 mil

Esta nueva suma se suma al bono de fin de año de 24 mil pesos que ya se pagó en diciembre por lo que totalizará un adicional no remunerativo de 50 mil pesos. Se pagará en dos cuotas de $13 mil con los salarios de enero y febrero.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin
El gobierno de Alberto Fernández oficializó este martes la creación de un nuevo bono de fin de año de 26 mil pesos que se suma a la asignación no remunerativa de 24 mil pesos que ya se pagó en diciembre. Así quedó plasmado en la Resolución 230/2022 publicada hoy en el Boletín Oficial.

El nuevo bono de fin de año de 26 mil pesos está destinado a los trabajadores rurales en relación de dependencia y se pagará en dos cuotas de 13 mil pesos cada una con los salarios de enero y febrero.

Además se suman a los 24 mil pesos que cobraron todos los trabajadores del sector privado con sueldos inferiores a tres salarios mínimos por lo que los trabajadores rurales terminarán recibiendo un bono de fin de año de 50 mil pesos.

La Resolución 230/2022 aclara que los 26 mil pesos solo serán percibidos por los trabajadores cuyos salarios “sean menores o iguales a 159.859 pesos o el monto proporcional en el caso de que la prestación de servicios del trabajador o de la trabajadora fuere inferior a la jornada legal o convencional”.

Por su parte, quienes perciban ingresos superiores a 159.859 pesos pero reciban menos de 185.859 pesos, percibirán la diferencia entre el salario así determinado y el tope establecido.

Y se aclara que “el monto del salario se determina incluyendo conceptos remunerativos y no remunerativos correspondientes al devengado en el mes de diciembre de 2022, con exclusión del medio Salario Anual Complementario y el beneficio instituido por el Decreto N° 841/2022”.

La Resolución advierte en su artículo 7 además que, en caso de haberse otorgado asignaciones de carácter no remunerativo en diciembre, adicionales al beneficio de 24 mil pesos instituido por el Decreto 841/2022, la nueva asignación no remunerativa de $26 mil “podrá ser absorbida”.

El rechazo del “campo”

Antes de la oficialización de este martes, la Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias (CEEA) y la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), anunciaron que presentarán un Recurso Administrativo ante el Ministerio de Trabajo de la Nación, en rechazo a la creación de este nuevo bono.

Esta medida había sido determinada en diciembre pasado por la Comisión Nacional de Trabajo Agrario (CNTA). En ese momento, las cuatro entidades que integran la Mesa de Enlace, Sociedad Rural Argentina (SRA), Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Confederación Intercooperativa Agropecuaria Cooperativa Limitada (Coninagro) y Federación Agraria Argentina (FAA), se pronunciaron en rechazo del pago del bono y se retiraron del encuentro antes de la votación.

“La Sociedad Rural Argentina pone en conocimiento a los sus socios que en dicho encuentro, nuestros representantes se levantaron de la mesa al haber sido sorprendidos con un acuerdo entre la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE) y el gobierno nacional para implementar un nuevo bono de fin de año a los trabajadores rurales”, dijeron en ese entonces desde la SRA.