Desde la Unión Vecinal del barrio Laprida informaron que se suspendió el Festival del Damasco Patagónico, hasta nuevo aviso. La decisión se tomó por el aumento de casos positivos de coronavirus.

En el comunicado oficial dice, “priorizamos la salud de nuestros vecinos y teniendo en cuenta la gran afluencia de visitantes que tuvimos en la última edición. Se decide suspender por ahora esperando que los primeros días de febrero podamos concretarlo”.

Finalmente, “pedimos disculpas a los feriantes, artistas y publicó en general. Pero dándoles la seguridad que se hará la 3° edición del Festival este año”.

 

Alberto Sosa, referente de la Ramada Chilena, dialogó en “Nuestras Mañanas” por Radio Del Mar sobre la suspensión de este festival por la pandemia.

“Se suspende por segundo año consecutivo para cuidarnos, por eso no se va a realizar el festival”, contó.

Luego agregó que, “hay que tener mucha paciencia, mucha fé que todo se va a solucionar” y se van a realizar nuevamente estas fiestas.

Como anécdota dijo que “por ahí cuando hacía el festival, decía que levanten la mano los argentinos y eran la mitad del salón, era mucha concurrencia”, y reforzó, “somos hermanos”.

“La llevábamos adelante tres días antes, viernes, sábado, domingo y lunes y movíamos desde 5 mil a 6 mil personas”, dimensionó el evento.

De todas maneras, Alberto ve con buenos ojos el 2022 debido a que culminó diciendo que el año entrante, “tendremos que reservar el predio ferial”.

 

El Ministerio de Agricultura formalizó la suspensión por 30 días de la exportación de carne bovina hasta el 19 de junio próximo, con excepción de aquella que forma parte de cuotas con ventajas arancelarias, como la Hilton europea, y aclaró que la medida “podrá darse por concluida una vez que se verifique el normal abastecimiento” del producto y “a precios razonables”.

A través de la resolución 75/2021, publicada este jueves en el Boletín Oficial, la cartera que conduce Luis Basterra suspendió por el plazo de 30 días la aprobación de solicitudes de Declaración Jurada de Operaciones de Exportación de Carne (DJEC) respecto de los productos cárnicos de origen bovino.

Quedaron exceptuadas las mercaderías destinadas al consumo y que sean exportadas dentro de los contingentes arancelarios otorgados por terceros países a la Argentina, amparados por certificados de autenticidad y exportación.

La suspensión podrá darse por concluida una vez que se verifique el normal abastecimiento, a precios razonables y conforme los acuerdos alcanzados, de los productos indicados

En la normativa se precisó que “la suspensión podrá darse por concluida una vez que se verifique el normal abastecimiento, a precios razonables y conforme los acuerdos alcanzados, de los productos indicados”.

En la resolución se remarcó que la Ley 22.415 admite ciertas limitaciones a las exportaciones, sean o no económicas, cuando tengan por finalidad estabilizar los precios internos a niveles convenientes o mantener un volumen de oferta adecuado a las necesidades de abastecimiento del mercado interno.

También cuando se deba resguardar la buena fe comercial, a fin de impedir las prácticas que pudieren inducir a error a los consumidores, afirmar la soberanía nacional o defensa de las instituciones políticas del Estado, y garantizar la salud pública y la política alimentaria.

La resolución explicó que “la tutela del interés público tiene por objeto garantizar los derechos esenciales de la población y su goce efectivo, siendo un interés prioritario tener asegurado el acceso sin restricciones a los bienes básicos, especialmente aquellos tendientes a asegurar la alimentación de la población, situación a la que se le otorgó particular relevancia en el contexto de emergencia actual”.

Agricultura destacó que “de conformidad con el actual avance del mercado exportador de carnes, sus precios han experimentado un alza sostenida, producto de la creciente demanda de dichos productos, principalmente por parte de los mercados asiáticos”.

Aceptar sin más, la fijación de valores del mercado internacional para alimentos locales que constituyen productos básicos de la mesa de los argentinos y las argentinas, implicaría renunciar a los deberes básicos en materia de política económica

Asimismo, señaló que “esta situación ha generado que los precios internos acompañen los de exportación de la carne vacuna, en un contexto donde el precio mundial de los alimentos ha aumentado significativamente”.

Por eso remarcó que “aceptar sin más, la fijación de valores del mercado internacional para alimentos locales que constituyen productos básicos de la mesa de los argentinos y las argentinas, implicaría renunciar a los deberes básicos en materia de política económica”.

Además, puntualizó que “bajo esos parámetros y según lo informado por el Ministerio de Desarrollo Productivo, surge que en materia de comercialización de los productos cárnicos de origen bovino existe una distorsión de precios que superan los índices generales de inflación en materia de alimentos y que impiden el normal abastecimiento de los consumidores y las consumidoras del mercado interno”.

También subrayó que “el Ministerio de Desarrollo Social en un informe técnico contextualiza la situación, mostrando alarmantes índices de pobreza e indigencia”, con lo cual consideró que “en consecuencia resulta oportuno suspender la emisión y aprobación de las DJEC”.

Tras la fuerte suba de precios de las últimas semanas, el Gobierno cerró las exportaciones de carne por un plazo de 30 días, confirmaron fuentes oficiales a TN.com.ar. Indicaron que la medida ya fue comunicada al Consorcio de Exportadores ABC, que hasta ahora ha sido el principal interlocutor del Gobierno para contener los precios, especialmente con la oferta de 10 cortes a precios populares en determinados días de la semana.

A principios de mayo, la Aduana había fijado nuevos valores de referencia para la exportación de carne vacuna, en un intento por aumentar los controles. Y hubo rumores de intervención en el mercado de Liniers, cuya desmentida no despejó la sensación de los operadores sobre el afán regulatorio del Gobierno. Este lunes la medida llega en un momento en el cual en el Gobierno creen que deben tomar medidas más drásticas contra la inflación y consideran que la suba de precios en el mercado interno se debe a la presión de los valores internacionales. En ese sentido, aunque también se ha discutido mucho en los últimos días sobre el precio del pan y de la leche, entre otros productos de la canasta básica, la carne vacuna fue siempre el producto que estuvo en el eje de esos debates.

“El Estado tiene que volver a regular la carne y los alimentos, aunque no le guste a los gorilas, como en la época de Perón, pero adaptado a estos tiempos”, dijo este viernes el intendente de Pehuajó, Pablo Zurro, elegido por el Frente de Todos y de especial alineamiento con Cristina Kirchner.

Las declaraciones de Zurro se sumaron el contexto de haberse conocido la inflación de abril, que tuvo un índice de 4,1%, según el Indec informó este jueves. “No podemos dejar liberado el precio para que un argentino pague los precios de exportación, porque en vez de 800 pesos el kilo de asado va a valer 2.000 pesos”, opinó. De esta manera, se convirtió en otro funcionario K que puso en el “banquillo de los acusados” a los productores agroindustriales, en relación a la suba de precios de los alimentos, como ya se han expresado la Secretaria de Comercio Interior, Paula Español, entre otros.

La suba del precio del maíz, un insumo alimenticio clave para el ganado bovino, se ve como un gran condicionante especialmente desde los sectores más afines al kirchnerismo. Exponen que el cereal duplicó su valor internacional en el último año. Aunque los productores argentinos cobran el 40% de los US$300 dólares que se pagan por el maíz en Chicago, debido a los descuentos por retenciones y brecha cambiaria, dos factores que implican de hecho un desacople respecto del mundo.

Otro factor de peso en el enfoque del oficialismo es que la demanda internacional compite por la carne que consumen los argentinos. En los últimos años ha crecido mucho la exportación, liderada por la demanda china, y ese buen dato para la balanza comercial y el ingreso de divisas se observa como negativo desde el punto de vista de la mesa de los argentinos.

Los directivos de la Escuela 83 informaron sobre la suspensión de clases en el día de hoy, viernes 7 de mayo, debido a un caso positivo de covid-19.

La Escuela 83 se encuentra cerrada.

La medida es hasta nuevo aviso y las actividades continuarán de manera virtual.

En un comunicado oficial dado a conocer en la noche europea, los clubes fundadores explicaron que están convencidos que “el statu quo actual del fútbol europeo necesita un cambio”.

No obstante, aclararon que la salida de los clubes ingleses -Liverpool, Tottenham, Manchester City, Manchester United y Arsenal- “obligados a tomar tales decisiones por la presión ejercida sobre ellos”, dejó el proyecto en stand by.

“Dadas las circunstancias actuales, reconsideraremos los pasos más apropiados para remodelar el proyecto, siempre teniendo en cuenta nuestros objetivos de ofrecer a los fanáticos la mejor experiencia posible y al mismo tiempo mejorar los pagos solidarios para toda la comunidad futbolística”, indicaron.

El proyecto quedó al borde del fracaso

La Superliga Europea se termina a 48 horas de su creaciónLa Superliga Europea anunciada el pasado domingo por sus 12 socios fundadores, los más empinados clubes del Viejo Continente, algunos más desde lo económico que por historiales futbolísticos, terminó su fugaz existencia este martes con la renuncia a la misma de la mitad de sus integrantes, los seis clubes ingleses, que resolvieron bajarse de esa iniciativa ante la presión de todo el arco deportivo e institucional del mundo entero.

En realidad y a la luz de los acontecimientos, esta Superliga Europea nunca existió y no quedarán registros en la historia que no signifiquen más que una especie de asonada de una docena de clubes poderosos que fue sofocada en un puñadito de horas por importantes voces disidentes que fueron desde personalidades del mundo del deporte, y obviamente del fútbol en particular, hasta de estamentos políticos y gubernamentales.

Pero fundamentalmente esa oposición, que lo tuvo hoy mismo al propio papa Francisco oponiéndose a esa movida, contó con una fuerte crítica de los hinchas, que no se sintieron representados por sus propios clubes, tal como lo demostraron los del Chelsea, uno de los seis ingleses que formaron parte de este ahora trunco proyecto.

Manchester City fue el primero en hacer oficial a través de un comunicado difundido en sus redes sociales su retiro del proyecto de la Superliga Europea y pocas horas después los otros cinco equipos de la Premier fundadores de la Superliga, el mencionado Chelsea, Arsenal, Liverpool, Tottenham Hotspur y Manchester United sellaron también su renuncia.

Y mientras Barcelona también estiraba los últimos cabildeos antes de sumarse a ellos, Milan, de Italia, también consumó su abandono, dejando solamente al cuarteto integrado por los españoles Real Madríd y Atlético de Madrid y a los otros dos italianos, Juventus e Inter, en pie “de guerra”, aunque obviamente por poco tiempo.

Las manifestaciones de última hora lanzadas por Gerard Piqué, un emblema barcelonista, que se lanzó en sus redes sociales contra esta iniciativa y aprovechó, como siempre, para “pegarle un palito” a Real Madrid, al fustigar a su presidente, Florentino Pérez, y al programa “El Chiringuito”, que anoche le dio la oportunidad de explayarse sobre las “bondades” de la Superliga, terminaron de decidir a los “culés”.

“Ayer una fiesta, hoy hundidos. El Chiringuito de Florentino”, disparó en otro de sus siempre “filosos” tuits el esposo de la cantante colombiana Shakira, siempre a gusto cuando se trata de “comunicar” a la opinión pública sus sensaciones y puntos de vista.

El otro catalán que influyó en la decisión de retirarse de su club fue Josep Guardiola, quien esta misma tarde sostuvo que un “deporte deja de ser deporte cuando la relación entre el esfuerzo y el éxito no existe. No es un deporte si el éxito ya está garantizado de antemano, y da lo mismo que ganes o pierdas”.

Y el propio premier británico, Boris Johnson, dividió su día de declaraciones públicas de este martes entre la defensa del Brexit y la condena a este proyecto de la Superliga Europea, algo que destacaron la mayoría de los más importantes medios europeos.

Pero la salida más influyente para la caída de esta propuesta es la de Manchester United, cuyo vicepresidente Ed Woodward ya anunció que ante esta posibilidad frustrada abandonará su cargo a mediados del corriente año, dos meses antes de que hubiese dado comienzo justamente la Superliga, en agosto próximo.

Sin embargo no es este el disparador del derrumbe de este castillo de naipes, sino el del dueño del club, el empresario estadounidense Joel Glazer, que había sido designado vicepresidente primero de la Superliga, por detrás del titular, Florentino Pérez, y por delante del vice segundo, Andrea Agnelli, de la Juventus, que ante ello parecía que iba a renunciar a la presidencia del club italiano, aunque eso por ahora no ocurrió.

Glazer era el impulsor económico de este proyecto desde los Estados Unidos, por detrás de Florentino Pérez, y su deserción deja vacías las promesas realizadas por el titular del club madrileño realizadas ayer en el canal Antena 3, cuando habló de “iniciativa solidaria” que, prometió, “derramaría dinero a las instituciones más modestas cuando aumenten las ganancias de las más poderosas”.

Pero la salida de los seis clubes ingleses y la renuncia que encabeza Milan para la media docena de “clubes fundadores” restante, le asestó un golpe mortal a esta Superliga que, como alguna vez le sucedió a un proyecto similar que impulsaba el por entonces presidente de Boca Juniors, Daniel Angelici, por afuera de la Conmebol, para el fútbol sudamericano, terminó sucumbiendo ante el reclamo popular y el poder de lo establecido..

Después de un fallo favorable, el gobierno porteño tuvo un revés judicial por las clases presenciales, ya que la Justicia se pronunció en contra de la actividad en las escuelas. La medida la dispuso el juez en lo Contencioso Administrativo Federal Esteban Furnari, que hizo lugar al planteo del Procurador del Tesoro Carlos Zannini.

El lunes el funcionario hizo una presentación ante la Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal para que se declare la inhibitoria de la Justicia porteña y la invalidez de lo decidido por la Cámara en lo Contencioso Administrativo y Tributario de la ciudad de Buenos Aires. Se trata del fallo que habilitó las clases presenciales en Capital Federal, contra lo dispuesto por el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) 241/2021 que implementó medidas de restricción por la segunda ola de contagios de coronavirus.

 

TN
Política
La Justicia federal le ordenó a la Ciudad de Buenos Aires que suspenda las clases presenciales hasta que defina la Corte Suprema
Esteban Furnari hizo lugar al planteo del Procurador del Tesoro. Carlos Zannini había pedido la invalidez de la resolución que habilitó la actividad en las escuelas.
Fecha de publicación: 20 de Abril 2021, 19:15hs
El Gobierno impulsó la suspensión de las clases presenciales en el área metropolitana (Foto: Télam).
El Gobierno impulsó la suspensión de las clases presenciales en el área metropolitana (Foto: Télam).
Después de un fallo favorable, el gobierno porteño tuvo un revés judicial por las clases presenciales, ya que la Justicia se pronunció en contra de la actividad en las escuelas. La medida la dispuso el juez en lo Contencioso Administrativo Federal Esteban Furnari, que hizo lugar al planteo del Procurador del Tesoro Carlos Zannini. La medida judicial fue anticipada por Marcelo Bonelli en TN.com.ar.

El lunes el funcionario hizo una presentación ante la Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal para que se declare la inhibitoria de la Justicia porteña y la invalidez de lo decidido por la Cámara en lo Contencioso Administrativo y Tributario de la ciudad de Buenos Aires. Se trata del fallo que habilitó las clases presenciales en Capital Federal, contra lo dispuesto por el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) 241/2021 que implementó medidas de restricción por la segunda ola de contagios de coronavirus.

// Carlos Zannini hizo una presentación en la Justicia para anular el fallo que permitió las clases presenciales en la ciudad de Buenos Aires

En su fallo, Furnari resolvió: ”Admitir parcialmente la inhibitoria planteada por el Estado nacional, declarar la incompetencia del fuero en lo Contencioso Administrativo, Tributario y de las Relaciones de Consumo de la Ciudad de Buenos Aires y disponer su remisión a la Corte Suprema de Justicia de la Nación”. Además, dispone “dejar sin efecto la resolución cautelar dictada el 18 de abril en la causa Fundación Centro de Estudios en Políticas Públicas sobre incidente de queja por apelación denegada y hacer saber al Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires que deberá abstenerse de aplicar y/o ejecutar la medida allí ordenada”.