La madre del bebé asesinado encubrió al padrastro

El bebé de 18 meses, murió de “septicemia traumática” por una aguja oxidada que le clavaron, pero su progenitora dijo que se asfixió por accidente.

  • Publicado el lunes 27 de septiembre de 2021 en Policiales

El bebé de 18 meses que fue asesinado en una vivienda del partido bonaerense, murió debido a una  “septicemia traumática” y según fuentes judiciales el niño presentaba pinchazos con agujas en distintas partes del cuerpo.

Por el crimen, detuvieron tanto a la madre como a la pareja de la misma, ambos acusados se negaron en el día de ayer a declarar ante la fiscal de la causa y seguirán presos mientras se resuelve su situación procesal.

El resultado preliminar de la autopsia de la víctima, identificada como León Aquino, reveló en las últimas horas que sufría maltratos prácticamente desde su nacimiento, al tiempo que los médicos forenses extrajeron una aguja oxidada del cadáver.

Si bien se van a llevar a cabo una serie de peritajes complementarios a la necropsia, una hipótesis apunta a que esa aguja oxidada pudo haber provocado la infección que derivó en la septicemia.

A su vez, los médicos hallaron pinchazos de aguja en distintas partes del cuerpo y mordeduras en la zona del cuello.