Espacio de Publicidad
Internacional

Fuerza Aérea alemana descarta sabotaje en avería de avión de Merkel

La Fuerza Aérea alemana descartó tras las primeras indagaciones que la avería que sufrió el jueves el avión oficial de la canciller Angela Merkel cuando se dirigía a la cumbre del G20 en Buenos Aires se debiera a un sabotaje.

“No hay absolutamente ningún indicio de un contexto criminal”, dijo un portavoz de la Fuerza Aérea a dpa.

Merkel partió el jueves a las 19:00 horas (18:00 GMT) desde Berlín hacia Buenos Aires pero debido a una avería técnica el avión, un Airbus A340-300, tuvo que dar la vuelta y aterrizar en el aeropuerto de Colonia/Bonn dos horas después. Al parecer fue la pericia del capitán lo que posibilitó un aterrizaje seguro.

La canciller germana voló esta mañana desde dicho aeropuerto hacia Madrid con otro aparato puesto a disposición por las Fuerzas Aéreas. Después tomó un avión de la compañía Iberia en la capital española para desplazarse hasta Buenos Aires.

Se cree que la avería pudo deberse a un fallo en una caja de distribución eléctrica que controla tanto el aparato de radio como el sistema de evacuación de queroseno, señaló el portavoz de la Fuerza Aérea.

El sistema de comunicación por satélite depende de otra caja de distribución, añadió. Debido a lo delicado de la situación se decidió no regresar a Berlín sino aterrizar en el aeropuerto de Colonia/Bonn.

Según el portavoz, el avión de sustitución que posee el Ejército no pudo ser utilizado el jueves por la noche para que Merkel viajara a Buenos Aires porque no había tripulación lista para ello. La decisión de no usar ese aparato no obedeció a ningún motivo técnico, afirmó.

Debido al inesperado incidente, la canciller se vio obligada a pasar la noche en Bonn.

Esta mañana reemprendió su viaje a Buenos Aires acompañada tan solo por una delegación reducida entre quienes figuran el vicecanciller de Alemania y Ministro de Finanzas, Olaf Scholz, el portavoz del Gobierno germano, Steffen Seibert, y el asesor de política exterior del Ejecutivo alemán Jan Hecker.

La reubicación de la canciller alemana y sus acompañantes en el vuelo regular de la aerolínea española resultó complicada, dado que además de la delegación oficial era necesario contar con plazas para los escoltas de la dirigente así como para una docena de personas.

El retraso en su llegada a la capital argentina obliga a suspender los encuentros bilaterales que la mandataria tenía previsto mantener este viernes con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y con el dirigente chino, Xi Jinping.

Por el momento, ninguna fuente oficial ha confirmado si dichas reuniones se podrán celebrar en algún aparte del foro del G20, que se clausurará este sábado.

La avería en el avión también ha dejado a la canciller alemana fuera de la tradicional “foto de familia” del G20, una imagen que tradicionalmente se toman los jefes de Estado y de Gobierno de las 20 principales naciones industrializadas y en desarrollo al comienzo de la cumbre.

No es la primera vez que el avión oficial de la canciller Angela Merkel sufre algún percance.

A mediados de octubre, la aeronave “Konrad Adenauer” también dejó en tierra al vicecanciller y ministro de Finanzas de Alemania, Olaf Scholz, cuando pretendía regresar desde Indonesia a Alemania tras participar en una reunión del Fondo Monetario Internacional (FMI) después de que varios ratones se introdujesen en el interior del Airbus y royesen varios cables.

También a mediados de noviembre, este mismo avión presentó problemas de arranque del motor cuando el presidente del país, Frank-Walter Steinmeier, pretendía volar desde Sudáfrica a Alemania.

El Gobierno alemán tiene previsto enviar un avión oficial este viernes a Buenos Aires para traer de vuelta a la canciller y a su delegación desde Buenos Aires una vez culmine la cumbre del G20.

Ver más

Noticias relacionadas

Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker