En Chubut, ya cuesta casi $33 el litro de nafta Premium y aumentó 187% en 30 meses

Por Marcelo García (Exclusivo/EES). Con el último aumento que aplicaron las petroleras la semana pasada, la nafta premium en Comodoro llegó a los 32,80 pesos por litro; la suba fue del 187% desde la asunción de Macri. Con el actual salario promedio de Chubut se pueden comprar 700 litros de combustible menos que en 2013. […]

  • Publicado el lunes 13 de agosto de 2018 en Opinión

Por Marcelo García (Exclusivo/EES).

Con el último aumento que aplicaron las petroleras la semana pasada, la nafta premium en Comodoro llegó a los 32,80 pesos por litro; la suba fue del 187% desde la asunción de Macri. Con el actual salario promedio de Chubut se pueden comprar 700 litros de combustible menos que en 2013. Desde 2017 se perdió un 6% del beneficio al precio patagónico.

Una nueva suba en los precios de los combustibles llevó la nafta súper a 26,31 pesos por litro, mientras que la premium llegó a los 32,80 pesos en Comodoro Rivadavia. Desde agosto del año pasado el incremento fue del 64,6% y del 76,9% respectivamente en el sur provincial y todo el resto chubutense.

La fuerte subida del dólar que se produjo el viernes pasado seguramente volverá a impactar en los precios de los combustibles y es de esperar que dichos aumentos se traduzcan en rebrotes inflacionarios tal como viene sucediendo en todo lo que va del año.

Desde que asumió el gobierno nacional de Mauricio Macri, la nafta súper aumentó en Chubut y Comodoro 162,9%; en 2015 promedió los 15,98 pesos y ahora cuesta 26,31 pesos por litro. En tanto que la premium tuvo un incremento de 187,4%, pasando de 18,54 pesos en 2015 a los 32,81 pesos de la actualidad.

En poco más de cinco años y siete meses, la suba de la nafta súper en Chubut fue de 350,2%; marcando un aumento de 20,47 pesos a partir del valor de 5,84 pesos de promedio que tenía en 2013. En el caso de la premium el alza fue de 401,4% en el mismo período; experimentando una suba de 26,26 pesos; ya que en 2013 promedió los 6,54 pesos por litro.

Salarios aplastados por el surtidor

En los valores que los combustibles tenían en promedio durante 2013 y en función de las medias salariales chubutenses que rondaban los 14.212 pesos por mes, con un sueldo se podían comprar en aquel año 2.432 litros de súper o 2.172 de premium.

Hoy en día esas cantidades disminuyeron notablemente como producto de la suba de los combustibles, la galopante inflación, la devaluación del peso y la pérdida de poder adquisitivo de los salarios a lo largo de casi seis años.

Con un salario promedio provincial que ronda los 47.500 pesos (según datos del Sistema Integrado Previsional Argentino del Ministerio de Trabajo de la Nación), en la actualidad se pueden comprar 1.805 litros de nafta súper o 1.448 litros de premium; es decir que la disminución fue de 627 litros en el caso de la súper y 724 litros en el de la premium.

Llenar el tanque de un auto mediano (de 50 litros de capacidad) en Chubut costaba de promedio en 2013 alrededor de 292 pesos si se lo completaba con nafta súper y ascendía a 327 pesos si se lo hacía con premium. En la actualidad hace falta contar con 1.315 pesos para llenar el tanque con súper o juntar 1.640 pesos para completar la carga con premium.

La pérdida del beneficio patagónico

En la medida que fueron aumentando las naftas, en la Patagonia se fue perdiendo paulatinamente el beneficio que otorgaba el Impuesto a la Transferencia de los Combustibles (ITC), produciéndose un achicamiento en 6 puntos porcentuales de promedio de la exención impositiva, lo que llevó a que los precios de la región aumenten más que los de Capital Federal.

Dicha situación se ahondó con la liberalización del mercado y los precios de los combustibles desde 2017, aunque parte del beneficio que mantenía distantes los valores de las naftas en la Patagonia respecto de la Capital Federal comenzó a reducirse desde 2014.

En 2013 la diferencia entre el precio de la nafta súper en Comodoro y Chubut respecto del valor de comercialización en Capital Federal era de 22%; mientras que en el caso de la premium el diferencial que beneficiaba a la provincia representaba el 21%.

Un año más tarde, en 2014, el beneficio se achicó a solamente a 14,8% en el precio de la súper y 17% en la premium. Durante los años 2015, 2016 y 2017 el diferencial significó 19% para la nafta súper vendida en Chubut; en tanto que en el caso de la premium osciló entre 19 y 21%.

Según los valores de los combustibles que se registran en la actualidad, el diferencial en Chubut se redujo a solamente el 10% para el caso de la nafta súper y al 7% en la premium; mientras que los precios promedios de los primeros siete meses del año arrojan que la nafta súper se vendió en los surtidores chubutenses solamente un 16% más barato que en Capital Federal y la premium apenas un 15% menos.

Esta pérdida de beneficios que se registra en Chubut se extiende a casi todas las provincias y el senador nacional por Corrientes, Carlos “Camau” Espínola (PJ), solicitó durante la última semana al Gobierno nacional que brinde información acerca de por qué los precios de los combustibles suben en el interior mucho más que en Capital Federal.