El Gobierno extendió el cierre de fronteras hasta el 30 de abril y sumó restricciones a transportistas

Hasta mayo no podrán ingresar personas de otras nacionalidades que no sean residentes. Además, cualquier ciudadano que quiera entrar al país deberá cumplir con nuevas normativas

El gobierno de Alberto Fernández sigue ajustando las normativas después del debut de las restricciones a la movilidad impuestas para contener la segunda ola del coronavirus en la Argentina. Esta vez, el Poder Ejecutivo informó que la prohibición de ingresos de turistas extranjeros no residentes al país se extenderá hasta el 30 de abril y lanzó nuevos requisitos sanitarios para transportistas y tripulaciones.
Se trata de medidas complementarias al Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que estaban comprendidas dentro del programa de Distanciamiento Social Preventivo Obligatorio (DISPO) que vence el sábado.

Ahora, cualquier persona extranjera que quiera ingresar al país vía terrestre deberá contar con testeo de Coid negativo realizado dentro de las 72 horas. En el caso de ciudadanos argentinos deberán tener un test de antígenos de al menos tres días anteriores al ingreso.

Nuevos requisitos para transportistas y tripulaciones:

Terrestres: los extranjeros deberán contar con testeo de Covid negativo realizado dentro de las 72 horas de ingreso al país; los nacionales, deberán realizar testeo de antígenos dentro de las 72 horas de ingreso al país;

Buques: los extranjeros deberán permanecer embarcados y no contarán con relevo en el país; los nacionales, realizar un testeo de antígenos dentro de las 72 horas de ingreso;

Aéreos: los extranjeros deberán movilizarse bajo modalidad burbuja en el país y cumplir los protocolos sanitarios; los nacionales, realizar testeos de antígenos como mínimo cada 15 días o menos.

Las autoridades insistieron además en su recomendación de “no viajar al exterior” para “todos los argentinos/as y residentes, especialmente aquellos que integran los grupos de riesgo”, con el objetivo de “evitar las dificultades y condiciones sanitarias exigidas al reingreso, considerando la rápida evolución de las condiciones epidemiológicas”.